El interbloque de senadores del Frente de Todos denunció este jueves que se incumplía la ley al no convocar a la sesión en el Senado para tratar el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) enviado por el presidente Javier Milei y la vicepresidenta de la Nación, Victoria Villarruel, respondió que el kirchnerismo “no maneja más la agenda política”.

Villarruel no respondió esta semana al pedido de sesión especial que habían formulado cinco senadores para el tratamiento del DNU.

El jefe de la bancada de la primera minoría, José Mayans, declaró en conferencia de prensa que su espacio «tiene una visión constructiva» y que «no quieren oponerse a nada», pero sí pretenden «una discusión de cara al pueblo argentino y que los funcionarios informen en el Parlamento».

«Queríamos hacer las audiencias públicas necesarias para darle tratamiento completo al DNU porque es tan abarcativo que deroga 79 leyes y afecta 300 leyes en total lo cual le da una gran magnitud, queríamos discutir título por título, y que le expliquen al pueblo argentino lo que querían hacer», subrayó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *